La historia del joven con atrofia espinal muscular que quiere llegar a dirigir Concón

Publicado el at 1:24 pm
299 0

“No puedo correr ni saltar, me cuesta subir escaleras y cojeo un poco”, explica el abogado Tarek Giacaman

CONCÓN.- El nombre Tarek tiene un significado histórico. El general tarik (Gibral Tarik) fue quien dirigió a los moros para conquistar la península ibérica en el 711. Al llegar a las costas de España los guerreros comenzaron a dudar, de modo que él mandó a quemar todos sus barcos y básicamente les dijo “O pelean o nadan de vuelta”. Así, Tarek significa “quien abre las puertas a un nuevo mañana”.

Será que este significado histórico es parte de lo que incentiva a este joven abogado, que aún no cumple 30 años e hijo de un conocido urólogo, a trabajar por una comuna que lo ha visto crecer y desarrollarse. Pero más llama la atención que se embarque en las aguas turbulentas de la política, teniendo una enfermedad crónica como la atrofia muscular espinal, diagnosticada a los dos años de vida y que, para muchas personas, puede ser una desventaja prejuiciosamente hablando.

“Yo soy un agradecido de mi enfermedad, porque me ha enseñado rápidamente cosas que las personas demoran muchísimo en aprender. En primer lugar, me enseñó de resiliencia: nada resulta a la primera, sino que hay que caerse 20 o 30 veces antes de lograr el objetivo, pero hay que saber pararse si es que uno quiere llegar a la meta. En segundo lugar, la vida me regaló un cuero de chancho bien grueso: yo estoy acostumbrado a que la gente me mire y hable de cómo me muevo y camino. Y sé que cada vez que uno haga algo, sea bueno o malo, siempre habrá quien critique y trate de tirarte para abajo. Pero si uno está convencido de lo que está haciendo, tiene que distinguir quién te quiere ayudar y quien solo busca dañarte. Y por último, mi enfermedad me enseñó a saber pedir ayuda. En nuestra sociedad pareciera ser que quien pide ayuda es débil, cuando la verdad es que es imposible saber de todos los temas. Yo no puedo pretender saber más que la junta de vecinos sobre la realidad de su barrio, e imponerle una solución. La labor del municipio es la de acercarse y preguntar ¿Cómo te ayudo? Porque ellos ya están haciendo realidad los cambios”.

-¿Qué experiencia puedes ofrecer para conducir una municipalidad?

“La primera vez que salió electo el actual alcalde de Quillota, Luis Mella, tenía 30 años, sin haber sido concejal antes. Y su labor ha sido tan buena, que en la última elección sacó más del 73% de los votos. Yo no creo que la edad sea un parámetro para definir la capacidad o incapacidad de una persona, sino que tiene que ver con su forma de escuchar y hacer equipo. Yo vengo del mundo de las fundaciones, principalmente en materia de prevención del consumo de drogas. Pero, además de haber trabajado como abogado, llevo dos años como director de Formación en el Centro de Estudios Horizontal, donde tuve la suerte de que mi primer jefe fuese Ignacio Briones, y de investigar sobre pensiones, salud, presupuesto municipal, educación, etc. La experiencia práctica municipal nunca será suficiente, pues el sueño de transformar Concón es gigante. Debemos entender que parte de renovar la política es saber que un alcalde no está solo, sino que tiene a todas las organizaciones sociales bajo el mismo ideal y con ganas de trabajar”.

-¿Qué has notado que el conconino desea o aspira como comuna?

“Nosotros recogimos en nuestro programa las principales necesidades del conconino: seguridad, el sistema de horas en el consultorio, medio ambiente, desarrollo comunitario (juntas de vecinos, clubes deportivos y culturales) y gestión inteligente (los mejores profesionales al servicio de Concón). Pero es increíble la cantidad de personas que lo único que pide es un alcalde en terreno, porque el conconino sabe que un político sin orejas es uno que jamás entendió de qué se trataba la política”.

– ¿Porqué el conconino debería levantarse a votar el domingo 29?

“La primaria es el espacio en que los partidos políticos le consultan a la ciudadanía cuál es el candidato que quieren, en vez de decidirlo entre cuatro paredes como se hacía antiguamente. El 29 podemos demostrarle a la clase política que ya no queremos seguir haciendo lo mismo con los mismos de siempre, sino que queremos demostrarle a Chile que el cambio es posible y que esta comuna puede transformarse en un referente nacional de respeto al medio ambiente, inclusión y desarrollo sostenible”.

Comentarios