Entrega de agua a sectores rurales de Quillota se regularizó pese a que la deuda sigue impaga

El empresario que protagonizó el paro de sus camiones el pasado martes, no dejará de entregar agua a la comunidad

QUILLOTA.- Más de 100 millones se le adeudan a Carlos Carriel, empresario que provee agua a los sectores rurales de Quillota, La Cruz, Nogales e Hijuelas, motivo por el cual el pasado martes realizó una manifestación pacífica en las afueras de la gobernación, como una medida de presión para que la gobernación agilice los pagos que debe liberar el Ministerio del Interior.

A pesar de que la deuda permanece vigente, el empresario decidió no extender el paro para que las familias de las comunidades no se vean afectadas por la falta de agua.

Así lo manifestó el gobernador de la Provincia de Quillota, Iván Cisternas, quien señaló que “el asumió que no puede dejar a la gente sin agua o complicarnos a nosotros, por lo tanto agradecerle al proveedor pro la colaboración y también por supuesto la paciencia”.

Respecto a la deuda, comentó que se están haciendo todas las acciones necesarias para agilizar el proceso de pago. “vamos a seguir gestionando todos los procedimientos para que se le pague lo antes posible”, además de buscar la forma de que los futuros pagos se realicen de manera más ordenada.

De manera preliminar, no existe una fecha definitiva para el pago de la deuda con la empresa de transportes de Carlos Carriel, que corresponde a 60 millones que están pendientes desde el año pasado y 40 millones del presente año.

Comentarios

Relacionados