Concejal de Quillota acusa que no le permitieron subir a avión por las baterías de su silla de ruedas

Publicado el at 21/01/2020
534 0

Silvio Ibaceta aseguró que pedirá una compensación a la aerolínea por el mal rato sufrido 

QUILLOTA.- Un verdadero mal rato aseguró vivir el concejal Silvio Ibaceta de Quillota en el aeropuerto de Santiago, luego de que le impidieran subir a un avión que lo trasladaría hasta Temuco a un curso para concejales, por un problema con su silla de ruedas. 

Según narró el edil, llegó al aeropuerto a eso de las 9 de la mañana de hoy lunes, para abordar un vuelo que partiría a las 14:50 horas. Sin embargo, cuando realizaba los trámites de ingreso al embarque, los funcionarios de la aerolínea Latam le habrían indicado que la batería de su silla de ruedas no contaba con las características adecuadas para un vuelo en avión. 

En conversación con “El Observador”, Silvio Ibaceta contó que “ellos decían que la batería estaba en chino, entonces no podían traducir las características de la batería. El riesgo era que podía ser un explosivo. Por temas de seguridad, por los protocolos, no lo permitían. Lo que me llama la atención es que antes habíamos viajado y no habían puesto ningún problema”.

“Yo les decía que por favor usaran el criterio, pero no. El protocolo no lo permitía. Cerrados total. Me llevaron al escáner, vieron la batería y aún así dijeron que no se podía, porque decían que superaba el voltaje mínimo para el viaje. De verdad ha habido una mala disponibilidad de las asistentes, supervisores, los técnicos. Fue súper complicado el tema”, agregó el concejal.

 RE AGENDARON EL VUELO

Finalmente, tras muchas conversaciones, pudieron llegar a una solución. El edil tuvo que llamar a su hija a Quillota, para que buscara en su computador un documento que verificara las especificaciones de las baterías. Consiguiendo eso se solucionó el problema y le re agendaron el vuelo para las 19:30 horas.

De todas maneras, el concejal Ibaceta asegura que pedirá que el mal rato sea compensado por la empresa Latam. “Yo pediré alguna compensación, porque mi señora es diabética y la insulina ya perdió su efectividad. La traía en hielo pero a esta altura ya debe estar mala. Mi hija ni pudo almorzar, pasamos todo el día en el aeropuerto”, indicó.

Comentarios